Tratamiento picudo rojo

En Pineda Servicios Integrados llevamos a cabo el tratamiento picudo rojo en toda España

tratamiento picudo rojo

Picudo rojo: daños

Dadas las características tan especiales de este insecto curculiónido (desarrolla el ciclo en el interior de la palmera), unidas a las propias del huésped (palmeras de cierto tamaño, mal podadas, etc), en una fase temprana del ataque, no es fácil detectar los síntomas. Detectar su presencia con mayor o menor prontitud, depende de factores tan variables como, el lugar por el que se haya iniciado la infestación (corona o diferentes partes del tronco), grado de ataque, porte del ejemplar, etc.

Si la entrada del picudo rojo es por la corona, cercana al punto vegetativo, al tratarse de vegetales que no ramifican, las palmas son más vulnerables, los síntomas se manifiestan antes y presentan un daño considerable y no recuperable. Se podrán observar las hojas jóvenes, centrales que aún no están totalmente desarrolladas, con algunos trozos de pinnas o folíolos comidos, inclinadas o con un aspecto decaído. Al tirar se desprenden con facilidad. En un estado más avanzado el penacho se rompe y cae por el viento.

Si la penetración se produce a través de las heridas (podas o deshijado) en diferentes zonas del fuste, estípite o tronco, el daño es menos grave, si se detecta a tiempo podría controlarse al principio del ataque. Cuando la vaina o base de las hojas ha sido afectada por la plaga, su aspecto general cambia pues se observa como si las palmas no tuvieran una posición normal y estuvieran “desordenadas”, quizás debido al retorcimiento del raquis en las hojas más externas. Estas se desprenden fácilmente y se aprecian las galerías, pudiéndose ver individuos y restos de fibra.

Otros síntomas

Otros síntomas asociados que pueden ayudar a detectar su presencia en el interior de la palmera son:

  • El ruido producido por las larvas al morder o devorar mientras se alimentan y que es fácilmente audible cuando la palmera está muy afectada.
  • El olor tan característico que se desprende como consecuencia de la pudrición de los tejidos internos, en el caso de que exista un ataque importante.
  • Los orificios de salida, exudación viscosa de color rojizo y restos de fibra que pueden aparecer, en casos extremos, en el fuste de algunos ejemplares afectados.

¿Qué es el picudo rojo?

El picudo rojo (Rhynchophorus Ferrugineus) adulto es un coleóptero originario de Asia muy grande (de 2 o 5 centímetros de tamaño) de rostro alargado en forma de pico. El color es muy característico, pardo-rojizo, y da nombre a la especie “ferrugineus” y al nombre vulgar por el que es conocido de “curculiónido ferruginoso”, “picudo o gorgojo rojo”. Suele tener un número variable de manchas negras en forma de lunares sobre la parte dorsal del tórax y líneas oscuras en los élitros. Presenta dimorfismo sexual, el macho tiene un “tupé” de pelos sobre el pico. Es capaz de desplazarse en vuelo largas distancias, aunque en la zona afectada se comporta de manera bastante sedentaria. Su actividad es diurna.

tratamiento picudo rojo

Tratamiento picudo rojo

El tratamiento picudo rojo depende de cada caso. Los métodos más habituales son las inyecciones al tronco (endoterapia) y la ducha foliar.

Endoterapia

Consiste en la introducción de insecticidas en el tronco de las palmeras afectadas por el picudo rojo mediante inyecciones. Se trata de una técnica muy segura y limpia, ya que el insecticida no entra en contacto con el medio ambiente.

Consiste en aportar el fitosanitario sistémico elegido en la zona central del tronco. Los haces vasculares trasladan el producto a hojas y cogollo. El insecto muere al contacto o ingesta de brotes de la palmera tratada. Al ser un sistema efectivo, económico y limpio, no solo es el más utilizado en palmeras afectadas (tratamiento curativo), sino es el más recomendado para actuaciones preventivas en palmeras en las que no se ha detectado la plaga (tratamiento preventivo).

Es muy común que los ácaros vivan en zonas donde la humedad es alta, así como en colchones, alfombras, tapicerías…

La forma de proceder ante plagas de ácaros es mediante el uso de acaricidas y, en casos más extremos, quemando aquello que haya sido infectado.

Ducha foliar

Es un método efectivo para el tratamiento del picudo rojo. Se trata de mojar abundantemente y sin presión el cogollo con el producto elegido, para que empape y sature la corona.

Se puede utilizar dos tipos de productos para hacer ducha foliar:

• Biólogicos: nemátodos
• Químicos: insecticidas

Tiene el inconveniente del coste, ya que actuar en palmeras altas, genera un despliegue de medios muy costosos (grúa, pulverizaciones telescópicas, etc.), además de acordonar la zona por la deriva del producto, en el caso de realizar la ducha foliar con insecticidas.

Huevo

El huevo no es fácil de ver. Tiene forma ovalada, color blancuzco brillante y mide de 1 a 2,5 mm. La hembra pone entre 300 y 400 huevos de media, y lo deposita, aisladamente, en el tejido blando de las palmeras, y, en general, en las heridas de los ejemplares susceptibles.

Larva

La larva va aumentando de tamaño y adquiriendo un color más ocre a medida que va evolucionando, así su tamaño puede variar entre los pocos milímetros de la larva recién nacida y los cinco centímetros de longitud de la larva de último estadío. Es de color crema o amarillo-marfil, ápoda (sin patas) y piriforme. Destaca la cabeza, muy gruesa y de color marrón oscuro en la que se observan las fuertes y poderosas mandíbulas con las que se alimentan; características que nos permiten diferenciarla de las larvas de la familia Cetonidae.

Pupa

La pupa es de color variable, se va oscureciendo durante la pupación, quedando inmóvil, protegida en un enorme capullo cilíndrico, confeccionado por la larva, con fibras que reúne y amasa.

Call Now ButtonLLAMAR 610 142 142